Castlevania [Análisis]



Cuentan que cada 100 años el Conde Drácula vuelve de sus cenizas con su ejército de no muertos para poner Transilvania a su merced. La última vez que ocurrió, apareció Christopher Belmont para acabar con sus planes. Ahora, pasados 100 años, Drácula ha vuelto, pero por suerte, el sucesor de Christopher, Simon Belmont, estará dispuesto a acabar con él y con su ejercito de no muertos. 




PLATAFORMA: Nes/Famicom
GÉNERO: Acción/Aventura
Nº DE JUGADORES: 1
IDIOMA: Inglés (T)
LANZAMIENTO: 1986 (JP)/ 1988 (EU)
DESARROLLO: Konami
DISPONIBLE EN: GBA y consola virtual de Nintendo
PRECIO: 40€-45€ (solo cartucho) Es difícil de encontrar y por ello está elevado el precio.




Entrando en Castlevania

Tienes el control de Simon Belmont y nada más andar un poco, coger los ítems que te encuentras por el camino, y comprobar los movimientos básicos de nuestro personaje como son saltar y utilizar el látigo, entrarás a Castlevania, el castillo de Drácula.


Nada más entrar al castillo observamos que tenemos que avanzar todo recto (scroll-lateral). Hay zonas de mazmorras que nos dan la opción de ir por arriba o por abajo, o retroceder sobre nuestros pasos para bajar por una escalera. A pesar de ello, estamos ante un juego completamente lineal en donde solo tendremos que avanzar y golpear (o esquivar).


La experiencia de combatir contra enemigos de novelas de terror y leyendas

Al principio te encontrarás con zombis, panteras, monstruos acuáticos… pero poco a poco nuestra aventura irá ganando en dificultad a lo largo de los cinco niveles de los que consta el juego. Además, al final de cada nivel nos esperará el típico boss final, el jefecito de turno, cada vez más difíciles y en donde nos dejaremos alguna vida.


Un murciélago gigante, la máscara de Medusa, la Momia, el monstruo de Frankestein, la mismísima Muerte y cómo no, no podía faltar el Conde Drácula. Todos ellos nos esperarán al finalizar cada nivel y hacen que el llegar al final del nivel se convierta en un doble reto: uno por su dificultad y dos por acabar con el boss final sin morir en el intento.


Para derrotar a las fuerzas del mal deberás ir preparado

Sobre los controles decir que son bastante sencillos, al igual que la mayoría de juegos de consolas de 8 bits. Con un botón saltamos y con el otro atacamos utilizando un látigo, el cual será el arma más utilizada por Belmont durante el trascurso de su aventura, pero no será la única.


Junto al látigo hay momentos en la aventura que iremos cogiendo diferentes ítems como un hacha, puñales, agua bendita… los cuales nos facilitarán un poco las cosas. Las tendremos equipadas como segunda arma y podremos utilizarlas tantas veces como corazones tengamos. Lo malo es que sólo podemos llevar un arma secundaria junto al látigo y hay veces que si queremos coger un nueva arma tendremos que desprendernos de la que tendremos equipada como secundaria.


Buena banda sonora y dificultad creciente

Este juego nos recuerda bastante a otro juego analizado hace poco: Megaman. Tiene varias cosas en común: boss al final del nivel, dificultad creciente (a cuál de ellos más difícil), con un botón saltamos y con otro atacamos, pero sin duda, lo que más se asemeja es la dificultad. Moriremos muchas veces y comenzaremos muchas partidas antes de  tener a Drácula en frente de Belmont.


Junto a la dificultad, otro de los aspectos a destacar es la espectacular banda sonora del juego compuesta por Satoe Terashima y Yamashita Kinuyo. La música de cada nivel acompaña a la aventura de forma sobresaliente y nos mantendrá pegados delante del televisor disfrutando de  la aventura de Belmont.

Un juego para tirarte horas y horas

Castlevania es un juego que si eres un hacha, puedes acabarlo en menos de 1 hora, concretamente en unos 30-40 minutos. ¿Es un juego corto? Aparentemente lo es, pero el conseguir tal hazaña te habrá supuesto con anterioridad muchas horas pegado al televisor.


Lo bueno de los juegos antiguos es que son muy rejugables, siempre estabas probándolo para intentar pasarte de una vez esa maldita mazmorra que se te ha resistido cada día. Es la grandeza de los juegos retro y este Castlevania te mantendrá enganchado días. Su jugabilidad, su fácil control, la banda sonora, el reto de los jefes finales de cada mazmorra… Castlevania es un juego que te mantendrá enganchado una y otra vez hasta que consigas estar enfrente de Drácula. Derrotarlo también te supondrá algún que otro “continue”…


Castlevania, el nacimiento de una saga llena de éxitos

En 1986 nació para la Famicon (Nintendo japonesa) el comienzo de una saga que continua hasta hoy en las consolas actuales. Castlevania Lord of Shadows 2 fue el último que llegó a nosotros y tuvo bastantes críticas negativas, algunas algo exageradas, pero es cierto que la esencia de la saga ha ido por otro camino a un género más actual como los "hack and slash". Su primera parte y otros exitazos como el Castlevania Shimphony of the Nigth para PSX, Super Castlevania de Super Nintendo y alguna otra versión de portátil han hecho que la saga tenga un éxito rotundo, e incluso esté en varias listas de entre los 20 mejores juegos de consolas o los 100 mejores juegos de todos los tiempos...


A día de hoy…

Ya hemos hablado de la saga y del gran éxito que ha cosechado algunos de su juegos, pero este Castlevania ¿Disfrutaré con él? Sin duda y no dudes que disfrutarás como un enano. Jugar a Castlevania es un reto. Jugar mientras escuchas la pegadiza banda sonora, llegar al final de la mazmorra pensando a quién te tendrás que enfrentar ahora y la variedad de enemigos hacen que este cartucho no te entre por los ojos por sus gráficos sino por todo lo que le acompaña.


El juego se puede conseguir en las tiendas virtuales de Nintendo y en la consola Game Boy Advance salió este mismo juego en las serie de clásicos de Nes. Adquirirlo original y completo está bastante complicado y solamente el cartucho los precios están bastante elevados, rondando los 50€. Estamos ante un gran juego, pero pagar ese precio ya depende de las ganas del coleccionista ya que es bastante caro desde nuestro de punta de vista y NO está completo por ese precio. Teniendo en cuenta la dificultad para encontrarlo, 20-25€ debería ser el máximo precio que deberías estar dispuesto a pagar por él desde nuestro punto de vista, teniendo en cuenta que se puede conseguir digitalmente y para GBA. 


Conclusión

Castlevania es una gozada de principio a fin. Quizás te atasques con algún jefe o no te entre al principio por los ojos, pero completar la aventura de Belmont hace de este cartucho uno de los imprescindibles de la vieja Nintendo y uno de los mejores juegos de la Nintendo de 8 bits. 


Volver a ANÁLISIS/REVIEWS
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

1 comentarios:

  1. mE ENCANTA ÉSTE JUEGO, YO LO CONOCÍ POR MI HERMANO. HOY EN DÍA TENGO SYMPHONY OF THE NIGHT Y NO LO CAMBIO POR NADA. ADEMÁS DE QUE ME GUSTAN LOS MEGAMAN.

    ResponderEliminar